sábado, noviembre 08, 2014

Silencio MCMLXXIV



Hay un periodo largo de mi vida
En el que me converti
En un erial
Mis manos hechas polvo
Olvidaron aquellas
Palabras y gestos
Que se esconden
Tras un beso
Tras las alas de las
Mariposas
Aquellas que parecen
Verte cuando vuelan
Cerca de ti
Y los olores
Embalsamados
Bajo las cenizas
De los cigarrillos
De los bares
Y las palidas damas
Que como en un sueño
Se pasean de un lado a otro
De la habitacion
Desnudandose
Como si esta noche
Despues
De cantar unos
Gemidos licenciosos
Comen una menta
A fin de endulsar
Esos labios embalsamados
Y dejar un beso
Sin el sabor rancio de
Los licores
De los estantes
Sucumbidos ante
El  polvo y la noche

martes, octubre 28, 2014

Ella

Me recordaba a las antiguas deidades
Aquellas,que solo los sueños
Suelen darle vida
Iluminada por el monitor del pc
Una sonrisa sardonica y picara
Hora y media despues
Algunos recuerdos
La bombilla de mate
Casi fria
Al alcance de la mano
Casi plateada bajo la luz que se filtra
Por la ventana
Eso soñe hace dias
Despues de encender
El celular
Tratando de capturar sus cabellos despeinados y negros como
La noche que se asoma timida ,frente a mi ventana
Asi pienso en ella
Sin mas nombre que un correo electronico
Los paseos que he dado ,en secreto alrededor de su calle
Tomando cafe
En la plaza cercana
Las fotos de los locales
Y todo lo que me permiten , hacer
Aquellos ingeniosos
Señores
Colocando fotografias
En tiempo real para soñar
Asi puedo pasearme
Por su cuadra...
Iluminada por una luna cenicienta
Perdida en sus cabellos negros
Y una  sonrisa

viernes, diciembre 13, 2013

Naufrago

Ese día guarde su perfume 
En mi memoria ...
Mientras dibujaba un abrazo en su espalda 
Y me perdía 
En esa mirada de millones de años 
Que le habitan 
un lenguaje en sus manos, 
en sus risa 
En sus naufragios 
Diarios ...

lunes, diciembre 09, 2013

La amante



Solamente debía cerrar los ojos 
Para prolongar su beso más allá de 
Las sábanas y el sueño 
Que le habita 

                      II
Ella fue el susurro atrapado entre los árboles al deambular como animal salvaje 


                      III
Su fantasma deja un olor a perfume francés y ron sobre la cama , como un relato de swift y la alta mar 
De galeones 
Descansando en el fondo de los 7 mares 

                       IV

domingo, diciembre 08, 2013

Destino

Nuestros dioses tejen 
Eternamente , entre la dulce ebriedad del caos y la simple tranquilidad del orden 
Ojas de loto 
Para soñar 
Para el azar 
Para la vida  
Hilos de plata rotos sobre nuestras manos inevitablemente acercándonos a 
Nuestros dioses 
En la otra vida que es la muerte 
A la que tanto tememos 


viernes, diciembre 06, 2013

Madiba

Siempre los niños fueron 
 Su lucha 
La libertad de aquellos niños 
Después de rotas las cadenas 
Los niños 
Corren y ríen 
Mientras el viejo al ver concluida 
Su obrase va a dormir 
Un rato sobre la grama 

Retrato anciano tomando vino

Que buena compañera es la muerte, decía el anciano tomando mate 
Allá en aquellos cafés cerca de la notre damme 
La fiel muerte toda la vida cerca de mi 
Ya van 4 esposas 8 hijos y varios nietos 
Y se que a la final 
Ella está aquí junto a mi 
Como lo ha sido 
Toda la vida  en la 
Enfermedad 
Y la felicidad

Ojos café

Enmudecí los últimos años
Encerrado entre estas paredes 
Llenas de silencios y yeso 
La sonrisa que siempre fue la puerta 
De una conversación 
Ahora es un remedo oxidado 
De sueños 
Tirados como trapos viejos 
 En el suelo 
Una muchacha ojos café 
Se cuelga de una canción 
En sus audífonos 
Los empujones en el metro 
Y las ganas de llegar a casa 
Después de un largo día 
Soñando 
Con Torres blancas a orillas del mar 

lunes, abril 09, 2012

jack kerouac


desperte como un viejo
escritor de los 60
observando con la seriedad
del agrimensor
la extencion solemne
de mis pies

y las distancias a donde
han ido a parar mis huellas
despues de tantos años
de un lado a otro lado
pero y esa historia a quien le importa
solamente  he
seguido algunas huellas
que me han llevado
a todas partes

y a ninguna
ya que  estoy
aqui midiendo
las distancias
desde
el tamaño de mis zapatos
abandonados
a orillas de mi cama
en silencio...